La neuralgia occipital se debe sobre todo a la afectación del nervio occipital mayor o Nervio de Arnold (NA). Y por ello es llamada neuralgia de Arnold, por lo general su tratamiento es con antiinflamatorios no esteroideos (AINE), y otros fármacos usados para el tratamiento del dolor neuropático, además de algunos relajantes musculares y técnicas fisioterápicas como Osteopatía y magnetoterapia.

El nervio occipital mayor o NA tiene su origen en las raíces C2, y en menor medida recibe ramos del segmento C3. Estas últimas generan ramos posteriores y anteriores, los anteriores contribuyen a la formación del plexo cervical y los posteriores son los que dan las fibras nerviosas que generarán el nervio de Arnold. Entonces se forma un nervio voluminoso que se dirige hacia atrás y arriba, discurriendo a través del músculo trapecio y haciéndose más superficial al atravesarlo en su totalidad, llegando al plano subcutáneo en el llamado punto de Arnold, que está ubicado dos centímetros por fuera y por debajo de la protuberancia occipital externa, donde se encuentra por dentro de la arteria occipital, la cual es su principal relación anatómica.

Tiene una función Motora y otra Sensitiva; en su función motora se encarga de dar movilidad a la musculatura más profunda de la nuca mientras que en su función sensitiva, es la responsable de las sensaciones receptivas del cuero cabelludo, por lo que, cuando está irritado, produce un dolor agudo muy molesto para los que padecen esta neuralgia.

La neuralgia occipital mayor se origina por irritación del nervio en cualquier parte de su recorrido, siendo la región más frecuentemente afectada la que abarca su paso a través del músculo trapecio. Dónde se vuelve susceptible a la contractura muscular aguda o crónica, siendo esta última su causa más frecuente.

neuralgia-arnold

La sintomatología suele ser dolor en la nuca, que suele ser de un solo lado, rigidez en los movimientos, dolor sensitivo como si nos estuvieran “tirando de los pelos”,quemazón y picor, sensación de mareo,aturdimiento,dolores de cabeza específicos, vértigos y hasta síntomas digestivos como náuseas.

Dependiendo de si el nervio afectado es el derecho o el izquierdo,el dolor puede ser continuo o intermitente, o provocarse en determinadas posiciones de la cabeza.

El tratamiento farmacológico suele limitarse a relajantes musculares, antiinflamatorios y analgésicos,en casos más graves, suele usarse la Toxina Botulínica para relajar la musculatura de la nuca por un tiempo.

El tratamiento fisioterapéutico administrado suele ser:

 

  1. Masaje suboccipital específico para liberar las tensiones de la musculatura de la nuca.
  2. Ganchos de fibrolisis diacutánea para liberar adherencias musculares sobre el nervio de Árbol.
  3. Manipulaciones osteopáticas a nivel de la Atlas, Axis y en conjunto, vértebras cervicales altas.
  4. Calor profundo para vasodilatar la zona.

 

Si padeces este síndrome,en AQUILES FISIOTERAPIA contamos con los conocimientos y tecnología adecuados para tu tratamiento.

Llámanos al teléfono:

?957 41 30 31
?661 125 257

Y concierta una cita con nosotros.

«…..en buenas manos»? ?